GINKO-Control es una marca registrada que le protege de las ondas electromagnéticas del entorno. Presentado en forma de patch autoadhesivo que funciona de acuerdo con el principio del desfase de 180°, se coloca en la parte de atrás de cualquier aparato electrónico, tal como smartphones, computadoras portátiles, tablets.

Instintivamente, el origen del nombre se inspiró en el árbol Ginkgo Biloba, que tiene virtudes para defender y proteger a las personas de la contaminación ambiental.

La patente del sistema de antenas pasivas de protección biológica fue depositada por la señora P. Wehrlen con la colaboración técnica y la aprobación de R. Wehrlen, el inventor, con el nombre de Patente Wehrlen Internacional.

El patch GIИKO-Control funciona de acuerdo al principio del desfase de 180°, principio según el cual (dado que el patch está formado por 2 antenas separadas por un aislante), la antena más cercana a la fuente emisora capta las ondas en fase y, mediante inducción electromagnética, las transmite a la otra antena, lo que crea el desfase de 180° al cambiar de estado físico. A continuación, la segunda antena enviará las ondas desfasadas hacia cualquier punto del cuerpo, remontando automáticamente hacia el cerebro que hará la distribución al conjunto de nuestras células, protegiéndolas por un efecto antagonista y antídoto.

La duración de funcionamiento del patch es ilimitada si se conserva en su mismo estado. La eficacia misma del patch no se atenúa en absoluto con el paso del tiempo, porque el dispositivo está formado por un circuito flexible de cobre con dos antenas llamadas «pasivas».

Si despega el patch GINKO Control arriesga dañar el circuito flexible integrado, pero además la adherencia del dispositivo. Por lo tanto, se desaconseja hacerlo.

Sí, el patch GIИKO-Control funciona sobre todo tipo de cobertura de redes.

Sí, los productos GIИKO-Control funcionan con el conjunto de sus aparatos electrónicos, sin restricción de marca ni de modelo y para consolas de juegos para niños.

El patch GIИKO-Control puede colocarse directamente en la parte posterior de su aparato electrónico, o sobre la protección si no fabricada con un material como hierro o aluminio.

Los productos GIИKO-Control protegen de 40 cm a 1 m de distancia entre el patch y los principales órganos del cuerpo.

Los productos GIИKO-Control son fabricados por un grupo japonés con plantas en todos los continentes.

La utilización del patch GIИKO-Control no tiene incidencia alguna sobre el buen funcionamiento de su teléfono portátil o aparato conectado, porque el sistema funciona de manera pasiva. Es decir, sólo con la energía de la onda emitida en fase.

No existe ningún efecto negativo secundario en los productos GIИKO-Control.

Varios científicos y médicos han dado su aval científico en cuanto a la eficacia y confiabilidad del patch GIИKO-Control.

La eficacia del patch GIИKO-Control es demostrada de manera exclusivamente biológica, es decir, sobre el ser vivo, porque nosotros somos tridimensionales. El patch GIИKO-Control protege sólo a los vivos y no la electrónica; esta última es controlada técnicamente en 2D por un medidor de campo, por ejemplo.

El patch GIИKO-Control no tiene ninguna incidencia perturbadora sobre un aparato auditivo u otro aparato eléctrico o electromagnético. El sistema de desfase de 180° del patch GIИKO-Control actúa sólo sobre lo vivo, en el plano biológico, con efecto antagonista, antídoto. Para verificar si un aparato eléctrico o electrónico emite una onda de radio, se puede servir de un medidor de campo para realizar ensayos, ensayos que son totalmente inútiles en el ser vivo. Por lo tanto, para verificar la eficacia del patch GIИKO-Control hay que realizar pruebas biológicas.

Los paquetes se despachan dentro de las 48 horas después de recibir su pago. El modo de expedición hoy depende de la cuarentena por la pandemia del COVID 19, nosotros estamos calculando entre 5 y 10 días hábiles según sea CABA y GBA o las provincias.

Los médicos están de acuerdo en declarar que las ondas emitidas por los teléfonos portátiles son más dañinas mientras más pequeño es el cerebro. Los niños de menos de 15 años son más vulnerables a las radiaciones electromagnéticas. Por lo tanto, no es aconsejable dejar que su hijo duerma cerca de un teléfono portátil o de cualquier otro aparato electrónico que no debe utilizar sino excepcionalmente, porque puede provocar problemas cerebrales, de infertilidad, etc., en caso de utilización de largo plazo (aproximadamente 20 años).

La ANSES recomienda no utilizar el teléfono portátil más de 30 minutos al día. Más allá de ese plazo, el usuario del teléfono pasa a ser un usuario intensivo. La ANSES menciona para éstos usuarios un posible aumento del riesgo de desarrollo de tumores. (Informe del 15/10/2013).

El 23 de enero de 2014, la Asamblea Nacional votó un texto que prohíbe la utilización del wifi (y de los aparatos que utilizan esta tecnología) en las salas cuna, guarderías infantiles y en cualquier establecimiento de primer grado.

Informe Reflex: Informe realizado entre 2000 y 2004, financiado por 7 países europeos, sobre la exposición a los campos electromagnéticos que provocan rupturas simples y dobles de las cadenas de ADN en nuestras células.

Estudio BioInitiative 2012 Informe de 1 800 estudios realizados por 29 científicos internacionales de renombre que refuerza la certitud del carácter nocivo de las ondaseectromagneticas para la población.
Estudio Mobi-Kids: Iniciado en 2011 hasta 2016 en 13 países europeos. Demuestra el aumento del cáncer del cerebro en las personas jóvenes.

Informe COST 281: Informe redactado entre 2001 y 2007 que establece un vínculo entre la participación potencial de los sistemas de comunicación móvil sobre nuestra salud.
Estudio Interphone: Financiado por los mayores operadores estadounidenses entre 2000 y 2010, y realizado en 13 países de todo el mundo. Este estudio demuestra el aumento significativo de cánceres vinculados con el teléfono portátil con un período de 10 años de exposición. Es el estudio de mayor envergadura de casos-testigos realizado hasta ahora.
Estudio de la Universidad de Burdeos: realizado en 2014, el estudio relaciona la utilización del teléfono portátil con el desarrollo de tumores cancerosos.